jueves, 16 de junio de 2011

Luis XVI, el fin del absolutismo

A Luis XV le dan  el trono de Francia Luis XVI, joven de veinte años de edad, nieto del anterior.

Cuando tenía dieciséis años lo casaron con la archiduquesa María Antonieta. Mujer frívola y caprichosa, procuró intervenir en los asuntos de gobierno y se opuso a todo intento de reformas. 


Entre todos los problemas que Luis XVI tuvo todos de sus antecesores, el más grave fue el económico. Ansioso por cambiar  la situación, el monarca confió la Inspección General de Hacienda al célebre economista Roberto Turgot, quien propugnaba un cambio total en la política económica.

ste solicitó al rey la reducción de los gastos,  dejó sin efecto trabas aduaneras que impedían la comercialización de los cereales, quito las corporaciones que limitaban la libertad de trabajo.

Además abolió la corvea real, disposición que obligaba a los campesinos a prestar servicios en obras del gobierno durante ciertos días del año sin remuneración. 

En su lugar creó un impuesto llamada de subvención territorial, que debía ser abonado por todos los habitantes.

Las reformas de Turgot provocaron la indignación de los privilegiados temerosos de ser heridos en sus intereses.
 

4 comentarios: